.

 
 



SIEMPRE SERÁS EL NÚMERO UNO

A mediados de la década de los ochenta mi inclinación musical estaba concentrada en el rock en español y vallenato, sin embargo una noche un cantante llamó exageradamente mi atención, al prender la tv la primera imagen que vi fue a un hombre con una chaqueta de tachas bailando y cantando con una fuerza impresionante, era el video BAD.

Fue ese el momento en que el Rey del Pop entró a hacer parte de mi vida (como diría mi sobrina adolescente fue amor a primera vista), el impacto fue tal de ese video que esperaba y lo buscaba en la televisión nacional para verlo una y otra vez, luego me vestía con una chaqueta de cuero similar y trataba de bailar como Michael ante el espejo.

Adicionalmente empecé a escuchar sus anteriores discos (al ver Thriller fue el flechazo total) junto con los que estaban sonando en las emisoras (llamaba a las emisoras a programar estos discos).

A la par con el éxito de BAD, comencé a coleccionar la música del REY, en primera instancia compré casettes y después año tras año estaba pendiente del nuevo trabajo discográfico, las noticias en radio y televisión sobre Michael (hasta último momento no perdí la ilusión de asistir a un concierto en vivo).

Con Dangerous acabó mi larga espera por un nuevo trabajo discográfico, el cual de inmediato compré y durante mucho tiempo todos los fines de semana escuchaban a alto volumen y actualicé sus demás trabajos como solista en CD al igual sucedió con sus posteriores trabajos y recopilaciones.

En los años 90 mi interés se centró en el Michael como el ser humano, en su desprendimiento y participación en innumerables obras humanitarias, en sus errores producto tal vez de su “inocencia” y en mi se fortaleció mucho mas su imagen como ídolo o inspirador, es por eso que me disgustaba la forma amarillista en que los medios utilizaban la información que se generaba en trono a él y nunca creí, ni creo en todas las acusaciones que afectaron su imagen.

Acaso “ser genio no es ser atrevido en realizar acciones que transcienden mediante la innovación y el perfeccionismo”, otros llamarán a esas acciones locuras, yo simplemente digo que Michael era un ser humano inigualable, un ídolo de carne y hueso que fue susceptible al dolor de los demás y a equivocarse.

 La música de Michael Jackson es un legado insuperable que perdurara por décadas, su documental This is it es un regalo para aquellos fans que no lo pudimos deleitar en vivo en concierto; su imagen, su talento, su perfeccionismo será el ejemplo a seguir. No soy aquel personaje que imita al “Rey del Pop” presentándose en un reality, tampoco fui uno de sus privilegiados bailarines, no asistí nunca a uno de sus conciertos, mucho menos estuve al frente de él, luego mentiría diciendo que soy el fans No 1, simplemente soy uno de sus millones de fervientes admiradores que disfruto de sus triunfos como propios y de igual manera sufrió con sus infortunios. "SIEMPRE SERÁS EL NUMERO UNO Y VIVIRÁS POR SIEMPRE EN NUESTROS CORAZONES OCUPANDO UN LUGAR PRIVILEGIADO", descansa en paz Michael....que en la tierra tus seguidores continuaremos difundiendo tu música por muchas generaciones.

Jorge Osbaldo Castro Rodríguez
  Bogota D.C. Cundinamarca - Colombia

 

 

 


 

   

 

 

 

 


Ir a:

Ir a página de Tu Anécdota...

Ir a Página Principal.htm

.