1986

Febrero - Donna Ashlock, una chica de 13 años de Patterson (California) recientemente operada del corazón, recibe una llamada de Michael Jackson después de saber que es una gran admiradora suya. Unas semanas después, Donna visita a Michael en su casa de Encino, se queda a comer con los Jacksons y ven juntos una película.


LA HISTORIA EN LA PRENSA

Una joven de 14 años recibe el corazón de su novio, que murió para salvarla

Una historia de amor conmueve a Estados Unidos

AGENCIAS, - San Francisco - 08/01/1986

Donna Ashlock, de 14 años, que padecía una dolencia cardiaca congénita, necesitaba un nuevo corazón para seguir viviendo. Su novio, Felipe A. Garza, de 15 años, de buena salud, le ha dado su corazón, tras sufrir, inesperadamente, una embolia cerebral. Una muerte que Felipe presentía desde hace tiempo. Amaba a Donna y quería cederle su corazón para que ella viviera, según había contado el propio joven a su madre.

Esta historia de amor, digna de la más convencional telenovela, conmueve desde el pasado fin de semana a toda la sociedad norteamericana. La historia de amor tiene por escenario Patterson, al sur de San Francisco. El pasado sábado, el adolescente logró al fin, al sobrevenirle una embolia cerebral, entregar su órgano a su amiga, que sufría una enfermedad cardiaca.Hace unas tres semanas, Felipe Garza, que, aparentemente gozaba de buena salud, dijo a su madre: "Voy a morir pronto y quiero donar mi corazón a mi amiga Donna".

Felipe Garza murió súbitamente el sábado, en California, "a causa de habérsele roto un vaso sanguíneo del cerebro", según explicó el forense. Al día siguiente, domingo, el corazón de Felipe fue transplantado al pecho de Donna, cuyo estado de salud tras la operación se mantiene satisfactorio.

John Sánchez, de 20 años, hermanastro de Felipe Garza, ha explicado que no había razón alguna para creer que iba a morir a una edad temprana. Pero sus amigos recuerdan que desde hace unas semanas Felipe sufría dolores de cabeza y esporádicas pérdidas de memoria.

Desde hacía un mes Garza tenía el presentimiento de que su muerte ocurriría muy pronto, y esa sombra se había instalado ya en su rostro.

Su hermanastro John ha afirmado que el sábado Felipe sufrió un violento dolor de cabeza en el lado izquierdo después de levantarse. Perdió el aliento y la familia le llevó al hospital de Moddsto, a una treintena de kilómetros de Patterson, localidad californiana donde vivía el joven.

Una muerte natural

Cuando el cuerpo de Felipe Garza llegó al hospital, los médicos le declararon clínicamente muerto. El adolescente había sufrido una rotura de un vaso sanguíneo y el cerebro quedó sin riego sanguíneo. En el momento en que la familia conoció que Felipe Garza había muerto, nadie opuso resistencia a lo que había sido el gran deseo del joven en las semanas anteriores. La familia decidió respetar la voluntad de Felipe Garza de dar su corazón a su amiga Donna: "¿Qué otra cosa podíamos hacer?"

Además de entregar el corazón a Donna, dispusieron que sus riñones y sus ojos se donaran a quien tuviera necesidad de ellos. Ni siquiera fue necesaria la autopsia, los médicos dijeron que se trataba de una "muerte natural".

Los órganos de Felipe fueron trasladados el domingo por la mañana al hospital presbiteriano de San Francisco. Tras una operación de cinco horas, Donna se encontraba el domingo en un estado calificado de crítico. Pero el lunes empezó a encontrarse mejor. Ahora su estado es satisfactorio.

John Sánchez llamó a la madre de Donna antes de la intervención quirúrgica para testimoniarle su esperanza de que Dios ayudaría a Donna.

Y agregó: "Ellos dos estaban muy próximos. Estoy seguro de que ella podrá sobrevivir, tal como deseaba mi hermano. Mi familia quiere verla pronto cerca de nosotros para poder decir: Ésto es lo que mi hermano quería hacer".

"Ha sido un milagro", dijo el domingo el padre de Donna Ashlock.

Si no fuera por Felipe mi hija hubiera muerto".

Impresionado por los acontecimientos, Ashlock agregó: "Felipe ha sido un héroe".


Octubre - Se pone a la venta Michael's Pets, una colección de peluches inspirados en animales de Michael Jackson. Él mismo pide al fabricante que dediquen un dólar de cada venta a alguna organización benéfica infantil.


 


 

EL REY HUMANITARIO

 


Ir a: