Superposición del sitio

Brit Awards 1996

Evento: Brit Awards 96

Fecha del evento: 19 de Febrero de 1996

Lugar: Centro de Exhibiciones Earls Court, Londres, Inglaterra.

EL EVENTO QUE TODOS RECORDARÁN:

Los premios ingleses a la música “Brit Awards” del año 1996 siempre se recordarán como el día en el que el cantante de “Pulp” quiso empañar al Rey del Pop, pero David no pudo con Goliat.

Un 19 de Febrero de 1996 tuvo lugar un incidente rocambolesco que ha pasado a la historia como uno de los momentos musicales más controvertidos del Reino Unido. En plena actuación, mientras Michael Jackson interpretaba “Earth Song”, irrumpió en el escenario Jarvis Cocker, integrante de la banda británica “Pulp” y, ante la mirada atónita de los asistentes realizó algunas monerías sobre el escenario.

Michael Jackson había volado desde la ciudad de Los Ángeles para recoger el que se convertiría en el último galardón que le otorgaba la industria fonográfica británica. Era el “Brit Award” más importante de todos los que había recibido hasta entonces y se había creado ex profeso para él: “Artista de una Generación”.

“EARTH SONG” y JARVIS COCKER

Jackson preparó para la ocasión una actuación espectacular de su éxito en ese momento “Earth Song” de su reciente disco “History”. Era una performance con gran despliegue de luces, efectos especiales, máquinas de viento, una grúa y personas haciendo de extras sobre el escenario.

Mientras Michael desgranaba el mensaje de protesta de su “Canción de la Tierra”, el escenario se fue llenando de niños y adultos vestidos con harapos.

En el momento que Michael sube a la plataforma de la grúa, Jarvis Cocker irrumpe en escena. Su compañero de banda Pete Marsell quien lo acompañaba en la interrupción, decide bajarse. El cantante de Pulp deambulaba como extraviado, se mostraba desconcertado con lo que estaba ocurriendo alrededor. Miró hacia arriba, donde Michael continuaba cantando a pleno pulmón, y a continuación se situó en el centro del escenario, se puso de espaldas al público, se bajó los pantalones, se inclinó… y mostró sus nalgas al mundo. Al mismo tiempo, agitaba ambas manos, como queriendo sacar algo hacia afuera. Un miembro de seguridad, quien además estaba actuando como extra, toma del brazo a Cocker e intenta bajarlo, este resiste y se las arregla para volver al medio del escenario, hasta que logran bajarlo.

Los miembros de seguridad acudieron rápidamente, aunque Jarvis ya había emprendido la huida. La policía llega un rato más tarde a arrestarlo, ya que, lo acusan de haber golpeado a 3 niños en el escenario que estaban haciendo de extras.

Fue arrestado, lo llevaron a una dependencia policial y permaneció detenido hasta las 3 de la mañana.

La actuación de Jackson continuó como si no hubiera pasado nada, a pesar de la intromisión escénica.

Más tarde, Bob Geldof, cantante y activista político inglés, entregó el premio a Michael Jackson después de su actuación como “Artista de una Generación”. Lo presentó diciendo: “Cualquier palabra que se diga o se escriba, se convierte en algo superfluo comparado con lo que acabamos de ver y escuchar. Él es, probablemente, la persona más famosa del planeta… cuando Michael Jackson canta, es con la voz de los ángeles, y cuando se mueven sus pies, puedes ver bailar a Dios”.

El público ovacionó de pie a Michael cuando subió al escenario a recibir su premio. Los asistentes lo aclamaban coreando ‘Michael, Michael’… apenas le dejaban hablar. “Los quiero”, fue lo primero que dijo. Y agradeció el premio “especialmente porque viene de mi maravillosa familia en Reino Unido”.

Pasada la ceremonia de premios, Michael Jackson expresó cómo se sentía: “repugnado, apenado, consternado, disgustado, defraudado y enfadado, pero inmensamente orgulloso de que los extras que participaban en la coreografía mantuvieran su profesionalidad y el show continuara”.

Rápidamente se dio a conocer un comunicado de prensa por parte de los Brit Awards: “Estamos extremadamente preocupados que la acción de Jarvis Cocker haya tenido como resultado a 3 chicos heridos que estaban actuando con Michael Jackson, ya que los Brit Awards es una ocasión de exuberancia y alto espíritu y es totalmente inaceptable que algún artista interrumpa la actuación de otro. Hacer eso con tanta falta de consideración hacia la seguridad de los actores en el escenario, hacia la producción y hacia la audiencia fue peligroso e irresponsable”.

Sony Music inmediatamente dio su opinión con el siguiente comunicado de prensa: “Michael Jackson respeta a “Pulp” como artistas pero está totalmente shoqueado por su comportamiento y no logra entender su falta de respeto por compañeros artistas y actores. Su principal preocupación es por la gente que trabajaba para él y la realidad que los niños fueron atacados. Se siente mal, triste, shoqueado, enojado, engañado, furioso, pero está inmensamente orgulloso de que el elenco permaneció profesionalmente y el show siguió a pesar del disgustante y cobarde comportamiento de los dos personajes que intentaron interrumpirlo. Aunque la noche terminó con una mala nota, él quiere agradecer a todos sus seguidores y a los medios por su comprensión y apoyo”.

Michael Jackson recibiendo el premio “Artistas de una Generación”

Jarvis Cocker intentó justificar su malogrado accionar diciendo a la prensa que “estaba sentado entre el público viendo la actuación de Michael y me sentí un poco mal porque él estaba ahí, haciendo como si fuera Jesucristo. Yo estaba ahí, realmente no sabía lo que hacer, así que pensé que podía doblarme y mostrar mi trasero”. El pobre muchacho no entendió que era una representación escénica lo que estaba presenciando, seguramente en una noche de cine cuando en un largometraje presencie un asesinato llame a la policía para denunciar lo que está viendo en pantalla.

En 2020, en una entrevista con el New York Times, el músico inglés confesó el lado más oscuro del incidente, cuya repercusión le afectó muy seriamente: “Me situaron en un nivel de popularidad que no sabía que existiera, y no estaba preparado para ello. Tuvo un tremendo efecto perjudicial en mi salud mental”. Definitivamente “cambió mi vida para siempre” porque “en Reino Unido, de repente, me consideraban un loco y ya no podía salir a la calle”.

De hecho, la popularidad de la agrupación “Pulp” decayó, aunque Cocker parecía estar en paz con la atención puesta en otra parte.

“Esa acción aislada me llevó a tener una especie de fama en los tabloides que no me podía imaginar. Mi escala de valores no tiene nada que ver con toda esa chorrada de los tabloides. Me ha costado mucho tiempo dejarlo atrás” dijo a Cocker, quien se queja de que la gran cobertura mediática de su acción llevó a que el público se fijara en en todo menos en sus credenciales musicales.

“Creo que me pasé un poco con aquello, porque ya no fue ‘Jarvis Cocker tocó una increíble canción anoche en los Brit Awards’. Fue, ‘El cachondeo de Jarvis Cocker anoche en los Brit Awards’. “Llevaba 15 años en una banda, y me hice más conocido por 15 segundos. ¡Todo el trabajo tirado por la borda!”

A partir de este incidente los organizadores de los premios “Brit Awards” prohibieron la asistencia al evento de por vida al vocalista del grupo “Pulp” Jarvis Cocker debido al incidente del año 1996. Cocker manifestó que los organizadores de los “Brit Awards” deberían “olvidar y perdonar”.

Por su parte Joseph Vogel, especialista en la carrera musical de Michael Jackson en su monografía sobre “Earth Song”, explica que “Jackson estaba usando gestos y símbolos mesiánicos no porque literalmente pensara que él era un mesías, sino porque al aprovechar ese arquetipo podría expresarse y comunicarse artisticamente. Como bailarín y artista de performance, su cuerpo actuó como su lienzo. ‘Encarnar’ la canción significaba convertirse en lo que la música y la letra le dictaban”.

“Ya sea que se interprete en un concierto o en el escenario de una entrega de premios como los Brit, “Earth Song” fue creada para provocar emociones poderosas. Fue/es nada menos que un llamado a la acción en el que la iconografía empleada por Michael Jackson juega un papel vital en la entrega de su mensaje. Visto desde esta perspectiva, sus interpretaciones de “Earth Song” adquieren una nueva profundidad de significado,
ofreciendo posibilidades para un mayor discurso e interpretación, mientras que en retrospectiva, como sugiere Vogel, es la “defensa santurrona de Jesús” proveniente del Cocker no religioso “que parece tonto y egoísta”.

Jarvis v Jacko: Why the Pulp singer’s stage invasion at The Brits remains a defining Britpop moment – independent.co.uk/ – The moment a drunken Bob Mortimer saved Jarvis Cocker from a court case with Michael Jackson – faroutmagazine.co.uk/

Copyright © 2024 . Todos los derechos reservados. | Catch Vogue por Catch Themes
error: La Corte del Rey del Pop